Más de1 millón de lectores. En español, en todo el mundo.

‘ABC’ revela los enigmas de la muerte de Chávez

In Política, Crisis, Ciudadanía, Críticas, Comentarios on 6 marzo, 2013 at 11:39

Chávez consigue poner de acuerdo a La Gaceta con Cebrián pasando por Pedro J.

 

 

“Maduro convierte la muerte de Chávez en un asesinato imperialista”, dice El Mundo. “Horas antes de anunciar el fallecimiento, acusó al enemigo externo de haberle ‘inoculado’ el cáncer“. ¿Esto de los dirigentes grillados será contagioso en VenezuelaPedro J. no cree que Maduro esté algo majara, sino que esta “reacción disparatada” tiene “una clara intencionalidad política, porque él ya sabía en ese momento que el óbito de Chávez era inminente”, más o menos como todos, Pedro, que seguro que en tu redacción ya estaba preparado el obituario. El director de El Mundo explica la chalaura de Maduro en que es el “depositario del legado del chavismo” y eso marca. Por eso dice que “el régimen ha sido atacado por fuerzas externas y que se ha producido un magnicidio político” que ni el mismo Chávez lo hubiera expresado mejor. Pero que no se entusiasme, “un movimiento basado en la demagogia necesita siempre a un demagogo de primera. Eso es lo que fue Hugo Chávez“, pero está por ver que Maduro de la talla.

Cuenta Ana Romero que “las gestiones de Corinna para el Estado llegan al parlamento“. Ya no es ni alteza, ni serenísima ni nada. Corinna, a secas. Como mucho, “princesa Corinna zu Sayn-Wittgensterin”. Desde luego Ana, cómo eres. Y Federico Jiménez Losantos considera que el Parlamento, tan aburrido, no es lugar para Corinna, “puesto que ha salido en la portada de ¡Hola!, Vasile debe llevarla al polígrafo de Sálvame en su versión de luxe”.

El País: “La enfermedad derrota a Chávez”, que no ha sido el imperialismo. El articulista Juan José Aznárez no puede evitar un puntito de admiración. “Chávez fue brillante, imprevisible, construido para el enfrentamiento. Un caudillo avasallador e imbatible”. Para Cebrián “la muerte de Hugo Chávez pone un punto y aparte en la Venezuela contemporánea” y no da dos duros por Maduro. “Los regímenes caudillistas no suelen sobrevivir a sus iconos más allá de lo inmediato”.

El País le ha venido que ni pintado lo del fiscal catalán para hacerle el coro a Mas en su última cantinela. “El fiscal jefe de Cataluña dimite tras apoyar una ‘consulta legal’”, el mártir.  “Mas aprovecha la nueva crisis para acelerar el pulso soberanista”, ¿véis los que habéis conseguido?

ABC está feliz como una perdiz. “Muere Chávez”, pero vamos, eso es lo de menos, aquí lo que importa es que “ABC fue el único medio que contó toda la verdad sobre la enfermedad de Chávez” y que Maduro “ha colmado a este periódico de insultos cuando publicábamos la verdadera información sobre la salud de Chávez” que era que estaba muy malito. Pero “la verdad siempre termina por abrirse camino por muchos obstáculos que se pongan” y la gente tarde o temprano acaba palmándola, qué duda cabe. “Este diario hace ya meses que venía publicando que la salud del presidente era mucho más que delicada. Y por ello recibimos los más duros reproches del Gobierno de Venezuela, que se empeñaba en ocultar la verdad”. ¿Les ha quedado claro? Dicho esto, el periódico de Vocento, inicia una nueva investigación. “Fuentes próximas al equipo médico sostienen que habría muerto en La Habana nueve horas antes de la comunicación oficial”, que fue a las 16:25 hora local. Raro, raro, ¿qué se traerán entre manos? Y por cierto que la culpa de morirse fue de Chávez, nada de fuerzas externas. “Un gran ego se resistió a soltar el poder para curarse” e “ignoró el cáncer durante meses antes de decidirse a acudir a los médicos”. Así que eso le ha ocurrido porque “para el narcisista morir es impensable”. Que se fastidie.

“Chávez, muerte del caudillo”, dice La Razón. “Venezuela acusa a EEUU de la muerte de Chávez”. Dice Zoé Valdés que ni gran caudillo, ni personalidad arrolladora, ni Cristo que lo fundó. “Chávez pasará a la historia por ser un tonto útil de los tiranos del Caribe”. Tampoco César Vidal cae subyugado por el personaje. “Resulta obvio que Chávez no es un pensador sofisticado ni un gran teórico de la política”. Más bien era “basto, boquirroto, histriónico, incluso ridículo”, y dejémonos de pamplinas.

La Gaceta tiene tal exclusivón que lo de Hugo Chávez se ha quedado en una minucia arrinconadito en una columnita. “El caso Gürtel podría quedar en nada”. Qué disgusto se va a llevar El País. Por cierto que el editorialista coincide punto por punto con Cebrián. “La ausencia de Chávez en el panorama político y social iberoamericano es un punto y aparte”. Me queda la duda de si los dos se han roto la sesera para llegar a esa conclusión o es que les pilló de sorpresa y no se les ocurrió nada original.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: