Más de1 millón de lectores. En español, en todo el mundo.

Los comunistas españoles, con la dictadura nuclear de Corea del Norte

In Política, Crisis, Ciudadanía, Críticas, Comentarios on 9 abril, 2013 at 11:03

Una brigada juvenil visitó Pyongyang y descubrió el pleno empleo, en un país que tortura y donde no hay libertad alguna.

 

Los comunistas españoles, con la dictadura nuclear de Corea del Norte

 

Los comunistas españoles han decidido apoyar sin matices al Gobierno de Corea del Norte en su lucha antiimperialista, pese a que el régimen de Pyongyang es una de las dictaduras más férreas del mundo, con un 40% de la población pasando hambre, mientras que un 25% de su presupuesto se dedica a comprar armas.

El nuevo aliado de Corea del Norte es la Unión de Juventudes Comunistas (UJCE), encuadrada en el Partido Comunista, que no ha tenido el menor rubor en apoyar un régimen que ha suprimido la libertad de asociación, de expresión, la religiosa y la de información y en el que el Estado impone hasta el tipo de corte de pelo.

Así, la UJCE, lanzó el pasado 30 de marzo el tuit: “#12CongresoUJCE Aprobamos una resolución en solidaridad con Corea del Norte y su lucha antiimperialista y en condena de la amenaza yanqui”.

El mensaje no deja indiferente a nadie ya que supone el respaldo a un Gobierno que tortura, aplica la pena de muerte y la detención y el encarcelamiento arbitrarios ante cualquier atisbo de disidencia y cuya actitud ha sido incluso cuestionada por parte de su aliado de siempre, el régimen chino.

Pese a que la actual secretaria general de la UJCE, Anabel García, ha tratado de matizar aquel tuit, que ella misma reconoce que causó extrañeza y rechazo en el entorno de este partido radical, la realidad es bien distinta, ya que diversas organizaciones juveniles comunistas se han volcado con el régimen norcoreano en un momento en el que los referentes están en ese país asiático, en Cuba y Venezuela.

Así, según ha podido constatar LA GACETA, los Colectivos de Jóvenes Comunistas, organización adscrita al Partido Comunista de los Pueblos de España (PCPE), desplazaron a Corea del Norte el pasado mes de septiembre a una docena de sus responsables y militantes con un única misión: vender las bondades de la sanguinaria dictadura y traer a España una imagen irreal de un régimen en el que no existe libertad alguna.

Para cumplir la misión, los jóvenes comunistas infiltrados en España en los “nuevos movimientos sociales”, como el 15-M y la PAH (Plataforma de Afectados por las Hipotecas), crearon la denominada I Brigada Lee In Mo, en honor al norcoreano, ya en libertad, que fue encarcelado por el Gobierno de Seúl.

La Brigada, nostálgica de la Guerra Civil española, se convirtió en la primera organización juvenil española en realizar una delegación de alto nivel a este país socialista, que no permite la entrada de información del extranjero, es enemigo acérrimo de Internet y de la prensa libre e invierte en carreteras por las que no circulan vehículos, por la falta de combustible.

La visita de los jóvenes comunistas, encabezados por su secretario general, Juan Nogueira López, trataba –según recogen en su bitácora de viaje– de ampliar el conocimiento sobre la realidad del país, interactuando con jóvenes coreanos en los centros de trabajo y granjas y centros de estudios y culturales.

La delegación “pudo comprobar la realidad del socialismo en construcción, en un país que conjuga la gratuidad total de la enseñanza –formal e informal–, de la sanidad, así como pleno empleo, protección del medio ambiente, vida sana en lo cultural y deportivo y ausencia de impuestos; con numerosos edificios en construcción y un avance generalizado del país, que nos demuestran que lejos de estar estancado, el socialismo está muy vivo en Corea”.

La realidad mostrada a los jóvenes comunistas contrasta con la realidad estadística en un país en el que los trabajadores no disfrutan de permisos y vacaciones (que dedican a tareas voluntarias), no existen sueldos para la mayoría de los trabajos y en el que se expropian las pequeñas cooperativas cuando existe cualquier atisbo de beneficio económico, un asunto que, al parecer, a los miembros de la Brigada Lee In Mo les sorprendió gratamente.

Destacan que el trabajo voluntario es una nota predominante en el socialismo coreano –dos millones de trabajadores urbanos se desplazan para ayudar voluntariamente en las labores agrícolas– y apuntan: en el país no existe paro y el tiempo libre de los trabajadores y las vacaciones de los estudiantes y la ayuda de los jubilados sirve para contribuir a labores sociales y obras de interés común.

Corea del Norte es uno de los países más pobres de la tierra, rodeado por gigantes económicos como China o Corea del Sur. Su renta per cápita apenas alcanza los 1.800 dólares (1.392 euros) frente a los 30.118 dólares de España (23.300 euros). Posiblemente, los jóvenes comunistas llegaron a Corea del Norte con los ojos demasiado cerrados como para ver una realidad más que evidente.

Anuncios
  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Una brigada juvenil visitó Pyongyang y descubrió el pleno empleo, en un país que tortura y donde no hay libertad alguna.     Los comunistas españoles han decidido apoyar sin matices al Gobierno de Corea del Norte en su ……

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: