Más de1 millón de lectores. En español, en todo el mundo.

Castro baila mambo y le dice a Trump que no renuncia a sus principios revolucionarios

In Política, Crisis, Ciudadanía, Críticas, Comentarios on 4 enero, 2017 at 11:37

La isla camina hacia futuros inciertos y de esos los cubanos saben mucho

 

raulito-y-su-show

Una réplica del yate Granma, uno de los símbolos históricos del castrismo, “navegó” este lunes en por las calles habaneras en el desfile militar y la “marcha del pueblo combatiente” con las que Raúl Castro quiso dejar muy claro a su país y al mundo, sobre todo al nuevo presidente estadounidense, Donald Trump, cuál es su apuesta de fondo para los 14 meses próximos: más y más revolución.

La embarcación hizo acto de presencia subida a una “ola” de niños, 3.000 pioneros cubanos, quienes volvieron a protagonizar, a la fuerza, el acto programado al milímetro por el Gobierno. Como queriendo dejar muy claro que la sucesión de Raúl, prevista para febrero del año que viene, está atada y bien atada.

“Cuba no va a renunciar a uno solo de sus principios… El pueblo cubano vencerá, perfeccionaremos lo que tengamos que perfeccionar”, clamó Jennifer Bello, presidenta de la Federación Estudiantil Universitaria (FEU), la única oradora de un acto político en el que la juventud revolucionaria homenajeaba a Fidel Castro y que también celebraba el aniversario del desembarco del Granma, el 58 del triunfo de la revolución y el 60 de la “sublevación heroica” de Santiago de Cuba.

La elección de Bello, por supuesto, no fue casual. Raúl pretende con este guiño al relevo generacional sumar a la juventud cubana a su proyecto, sabedor de que el éxodo de la isla ha convertido a Cuba en el país más viejo del continente.

“Nadie podrá hacernos olvidar nuestra historia ni los símbolos de independencia de nuestro pueblo”, sostuvo la presidenta del FEU, quien añadió que queda mucho por hacer en el proceso de acercamiento a EEUU, sobre todo con la llegada de Trump a la Casa Blanca. La joven, que portaba una camiseta con el lema “Yo soy Fidel”, insistió en el mismo mensaje que sus mayores: el levantamiento del embargo de EEUU y la devolución de la base de Guantánamo.

Junto a ella, atentos a sus palabras, el General de Ejército Raúl Castro; su mano derecha, el vicepresidente segundo José Ramón Machado; el vicepresidente primero y favorito para la sucesión, Miguel Díaz-Canel; el comandante fidelista Ramiro Valdés; y el general y ministro de las Fuerzas Armadas, Leopoldo Cintra Frías.

También destacó la presencia de la emergente psicóloga Sucely Morfa, elegida hace unos días diputada y miembro del Consejo de Estado tras los estrepitosos mítines de repudio que protagonizó contra los opositores durante la Cumbre de Panamá de 2015.

La gran sorpresa de la mañana fue, sin duda, el paseo del Granma. “Es parte de la mitología del régimen, que intentan levantar para subir la moral y afianzar la herencia”, destacó a EL MUNDO el historiador cubano Álvaro Alba, quien, sin embargo, puntualizó que la nave encalló en su día y no hubo tal desembarco. “La diferencia es que la historia la escriben los que tienen el poder y aparece el mito de la travesía y la llegada”, concluyó.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: